pixel
pixel Google+ Google+ pixel Síguenos en:  Twitter: @fgcasal Google+ Google+ Google+ El Blog de Juan del LlanoRSS Noticias FGC Youtube pixel
pixel
Última hora
Todas las noticias
Curiosidades

Página 51 de 64

14/11/2006
En Diario Médico: La rigidez del sistema limita la reducción de la ineficiencia en la gestión.


Los cambos emprendidos en la última década se han basado en modificar las características de los proveedores, mientras que el sistema sigue siendo rígido. Las políticas sanitarias no deben estar centradas en la reducción de costes, pero tienen que ser compatibles con políticas fiscales estables, orientadas a la reducción del déficit y el control agregado del gasto público…


Ver más:
http://www.diariomedico.com/2006/11/14/area-profesional/sanidad/la-rigidez-del-sistema-limita-la-reduccion-de-la-ineficiencia-en-la-gestion
07/11/2006
Un sistema de salud distante: opinan miembros de la FGC en Tribuna Sanitaria de El País


Sobre la base del estudio, realizado por la Fundación Astra Zéneca y la FGC, la opinión de los usuarios del Sistema Nacional de Salud (SNS) 1995-2004 sus autores Álvaro Hidalgo, Santiago Pérez-Camarero y Juan del Llano expresan la necesidad de profundizar en el sistema de evaluación tanto objetiva como subjetiva.
Puede descargarse el libro correspondiente al informe citado pulsando aquí:
¿Estamos satisfechos los ciudadanos con el Sistema Nacional de Salud?.


Ver más:
http://elpais.com/diario/2006/11/07/salud/1162854005_850215.html
06/11/2006
Diario Médico: Las mujeres españolas enferman más tarde y sobreviven mucho mas tiempo.


En la sección "Prevención de Diario Médico se recogen los resultados del "I Informe sobre la Salud de la Mujer en España a principio del Siglo XXI".
Aunque las mujeres viven más años y con más salud que los hombres, tienen hábitos más saludables y mayor fortaleza frente a la enfermedad, los expertos aconsejan que no bajen la guardia. El gran reto del siglo XXI en salud femenina es prevenir las enfermedades cardiovasculares, principal causa de morbilidad hospitalaria en este grupo poblacional.


01/11/2006
La mujer española goza de buena salud, aunque no debe descuidarse.


Esta es la principal conclusión que se desprende del I Informe sobre la Salud de la Mujer en España a principio del Siglo XXI, elaborado por la Fundación Gaspar Casal en colaboración con el Forum sanifi aventis. Si desea ampliar la información les remitimos a la nota de prensa que ha hecho pública sanofi-aventis.


Ver más:
http://www.sanofi-aventis.es/live/es/medias/6B5ED4A4-0EFA-4D7C-B1AF-9CC436BF8513.pdf
31/10/2006
Presentado el libro "La salud de la mujer en España a comienzos del siglo XXI", el último trabajo de la Fundación.


El libro es fruto de la colaboración de la FGC con el Forum sanofi-aventis. La rueda de prensa celabrada para su presentación contó con la intervención de Juan del Llano. Ésta es parte de su intervención:
La mujer española tiene hoy mejor salud de lo que nunca ha tenido en la historia. En 1900 la esperanza de vida de la mujer española era de 36 años; un siglo después, en 2004, esta expectativa vital se ha elevado casi cincuenta años, por encima de los 83 años y continua subiendo.
El siglo XX ha sido pródigo en transformaciones para la mujer. Su mayor presencia laboral, su equiparación jurídica y política con el varón, el nuevo papel en la familia y en el matrimonio, más decisorio, libre y participativo, el descenso de las tasas de fecundidad y natalidad, la adopción por parte de la mujer de muchos hábitos y pautas de conducta antes privativos de los hombres y no siempre benéficos para la salud.
El alargamiento de la vida de la mujer, ha traído consigo un incremento de la morbilidad asociada con la edad. Las enfermedades cardiovasculares y el cáncer, las osteoarticulares y, en general, las degenerativas como la osteoporosis o el alzheimer han incrementado su prevalencia en la mujer a lo largo del último siglo y especialmente en las últimas décadas. Pese a ello, si es cierto que la mujer sufre más discapacidades a lo largo de su vida, también lo es que vive más tiempo sin ellas.
Las mujeres mayores tienen ahora más limitaciones físicas y un riesgo incrementado de sufrir accidentes. Actualmente dichas restricciones llegan mucho más tarde y alcanzan a más mujeres, no porque estén más débiles o enfermas, sino porque la proporción de población mayor se ha incrementado. La creciente feminización de la población de mayor edad ha convertido la viudedad en un estado esencialmente femenino, asociado con frecuencia a la dependencia y la soledad, continuación, en muchos casos, de varios años de ejercicio de cuidadora de sus consortes ya fallecidos.
Los cambios en los modos de vida han llevado a la mujer a formar parte de estadísticas antes poco conocidas para ellas. El consumo de tabaco, que ha descendido en los hombres, se ha incrementado en las mujeres. En toda Europa la accidentalidad de tráfico se ha convertido en la primera causa de muerte para las mujeres de menos de 30 años y nuestro país no es en esto una excepción. Una equiparación que afortunadamente no se ha dado en los ámbitos de la producción y el trabajo a los que la mujer se ha incorporado en los sectores y ocupaciones con bajo nivel de riesgo para la salud.
La mujer de hoy es también más culta y se encuentra mejor preparada que la de tiempos pasados. El bajo nivel de formación de la mujer, que durante décadas y siglos ha constituido un enorme lastre para su salud, pertenece hoy al pasado. Todavía en 1920, la mitad de las mujeres españolas eran analfabetas; en los albores del XXI el analfabetismo está erradicado y más del 53 % de los alumnos universitarios son mujeres.
Los actuales enemigos de la salud femenina en España son ahora las enfermedades circulatorias, el cáncer y los accidentes de tráfico. También la inactividad física, la obesidad y los trastornos de la alimentación, el alcohol y el tabaco se encuentran enfrentados con el bienestar y la salud de la mujer española.
El comportamiento de la mujer es, en general, más saludable que el del hombre; come mejor, descansa más hasta el final de su edad reproductiva, fuma menos, bebe menos, consume menos drogas y, a juzgar por su tasa de accidentes de tráfico, conduce con más prudencia. Ve algo peor, pero oye mejor que el hombre, cuida más su dentadura y su comportamiento preventivo de la enfermedad es cuando menos igual que el del hombre. Sólo en la realización de actividades deportivas la mujer se queda algo más retrasada.
La mayor fortaleza física de la mujer frente a la enfermedad parece evidente, enferma más tarde y sobrevive más tiempo y – excluyendo la atención sanitaria de la función reproductiva – utiliza menos recursos sanitarios que el hombre. Utiliza menos las urgencias pero mas los fármacos que el hombre, casi siempre dentro de estricto control médico. Asimismo, muestra mayor preocupación por la sanidad y es algo más crítica con el funcionamiento del sistema sanitario que el varón.
Parece pues, como creemos que se ha puesto de relieve a través de esta publicación, que el balance general de la salud de la mujer española en el inicio del siglo XXI es francamente positivo en comparación con otros países de nuestro entorno cultural y económico. Si bien es cierto que los casi cuatrocientos mil años de vida perdidos por las mujeres en España en 2005 por causa de enfermedad o accidente alejan cualquier triunfalismo, no puede atribuirse a la casualidad el hecho de que la mujer española sea una de las más longevas de la tierra. Como bien señala un aforismo birmano “el haber alcanzado mucha edad indica la virtud que se tuvo previamente”


Ver más:
http://www.fgcasal.org/fgcasal/publicaciones.asp?paginaactual=90


  Ver otra página:   12345678910111213141516171819202122232425262728293031323334353637383940414243444546474849505152535455565758596061626364
pixel pixel pixel pixel pixel pixel pixel
pixel pixel

Menú

Inicio
Conócenos
Actividades
Noticias
Publicaciones
Enlaces
Contacto

Dirección

General Diaz Porlier, 78-8A
28006 Madrid
España



Ver en Google Maps

Contacto

Tel: +34 914016219
        +34 914015443
Móvil: +34 628259761
Enviar correo a FGC

Síguenos

Twiter
Linkedin
Facebook
Google+
WordPress
RSS

Volver arriba






© Fundación Gaspar Casal
Todos los derechos reservados

pixel pixel pixel pixel pixel pixel pixel
pixel